miércoles, 17 de diciembre de 2014

Milanesas de seitán



250 gr de seitán fresco
Harina de garbanzo (o de soja)
Pan rallado
Aceite de girasol
Sal
Agua
Instrucciones

Parte la bola de seitán en 4 ó 5 filetes finos. disuelve cuatro cucharadas de harina de garbanzo (o de soja) en agua hasta conseguir textura de huevo batido, añade sal, y ve sumergiendo en ella los filetes, dejando que absorban la mezcla. escurre y pasa por abundante pan rallado tamizado, presionando suavemente con los dedos para que cubra por todos lados. deje descansar para que el empanado se adhiera bien al seitán.

Pon a calentar aceite en una sartén antiadherente, el justo para que no se cubra del todo la milanesa. ve friéndolas, hasta que se doren de un lado y luego del otro, sin quemar. pónlas en papel absorbente y sírvelas con gajos de limón y, si te gusta, espolvoreadas con perejil.

Sugerencia: acompaña con una buena ensalada, patatas fritas o asadas, o puré de patatas y verduras.

Variante: las milanesas, además de freírse , pueden cocinarse al horno. para ello, unta una placa de bordes bajos (para impedir que el vapor impida que se doren) con aceite o margarina. coloca las milanesas una al lado de la otra y rocíalas con el mismo producto (si es margarina, debe estar derretida). luego coge papel de hornear del tamaño de la placa, pásalo por agua y colócalo directamente sobre las milanesas. introduce la placa en el horno a temperatura máxima y cocina durante 12-15 minutos. durante este tiempo, el papel se seca y las milanesas quedan tiernas, sin resecarse los bordes.

Fuente: http://www.haztevegetariano.com/

Síguenos en 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada